Un Plan Compartido o Shared hosting es un plan en el cual un hosting aloja a varios clientes, compartiendo así estos un mismo servidor, así como también deben compartir todos los recursos y la capacidad del mismo, dependiendo esto, según la cantidad de espacio y la capacidad de transferencia que el usuario adquiere al realizar el contrato del servicio.

No obstante, servidor compartido no es el único nombre con el cual se conoce a este tipo de servicios, podrás distinguir este tipo de servidores también con los siguientes nombres: hosting compartido, shared hosting, hosting web compartido o alojamiento web compartido, sin embargo siempre nos estaremos refiriendo al mismo tipo de plan hosting.

 

Ventajas de contratar un Plan Compartido.

Entre las principales ventajas de contratar un Plan Compartido se destaca los bajos costos económicos bien sea mensuales o anuales que requiere este tipo de servicios los cuales pueden ser aun menores si utilizas cupones de descuentos, los cuales puedes encontrar aquí mismo en nuestra web “Cupones Hostgator“, y como si fuera poco, tampoco representan problemas de administración ya que esta correrá por cuenta del proveedor de servicios, por lo tanto tan sólo debes subir tus archivos al servidor y configurar de la manera adecuada todas aquellas configuraciones que utilices. ¿te parece bien? Bueno, no todo es colo de rosas, así que ahora también veamos las desventajas.

 

Desventajas de contratar un Plan Compartido.

Las desventajas de los servidores compartidos son algunas de las más reconocidas por todos los usuarios de la web, entre ellas destacamos precisamente que, al ser un servidor compartido, deberás compartir todos los recursos de un mismo servidor, estamos hablando de la máquina, el espacio en disco y la RAM, entre diferentes clientes que hayan accedido al servicio.

Lastimosamente esto puede provocar que tu página web se vuelva un poco lenta, especialmente en ocasiones u horas específicas, debido a las limitaciones de rendimiento que tiene el servicio y a la baja capacidad de uso de los recursos del hardware. Fuera de esto tu sitio web debe consumir una porción menor de los recursos del hardware o de lo contrario, es decir, si superas ciertos topes, deberás empezar a utilizar los servicios de un servidor dedicado o de un plan de alojamiento que te brinde una mejor capacidad.

 

¿Qué debo hacer?

Básicamente te recomendamos que antes de contratar los servicios de un Plan Compartido debes tener en cuenta que estos serán utilizados por otro número de usuarios, trata de averiguar el límite de usuarios que permite el proveedor, de este modo podrás asegurarte de no sufrir bajas de rendimiento demasiado evidentes.

Lo más usual es que un gran número de personas trate de ahorrar un poco de dinero accediendo a este tipo de servicios, si la cantidad de usuarios es excesiva lo más probable es que los recursos que se distribuyen no logren dar abasto con el funcionamiento de las páginas web que aloja, hecho que puede verse empeorado gracias al tráfico con el cual cuenten estas páginas web.

El Plan Compartido  de Hostgator es confiable y en él podrás encontrar una excelente relación entre el precio y la calidad del servicio, si tienes dudas visita el foro de usuarios e indaga las experiencias que otras personas y empresas han tenido con este tipo de servicios.

Articulos Relacionados: